CLUB DE GIMNASIA Y ESGRIMA LA PLATA
FacebookTwitter
El ClubSociosFutbolDeportesEducaciónHistoriaPrensa y MarketingContacto

17-03 | Filiales y Comunidad
Muy rápido y más agradecido
Carlos Dantòn Seppaquercia no es un apellido más en la historia de Gimnasia. Un 18 de marzo, el de 1979, hizo el gol más rápido de la historia del fútbol argentino. Pasó por La Plata y por el Bosque para recordar aquel momento mágico.



Cada 18 de marzo, Gimnasia escribe historia. Porque recuerda un hito histórico como fue que un jugador de su equipo marcó el gol más rápido de toda la historia del fútbol argentino. Y esta vez, el homenajeado estuvo en el Bosque, donde recordó, no sin mucha emoción, el momento más trascendente de su carrera.

Carlos Dantón Seppaquercia quedará grabado para siempre y muy emparentado con Gimnasia, porque una tarde hizo algo que lo mantendrá por siempre en el inconsciente colectivo tripero, y por el cual los amantes de las estadísticas desde entonces tienen que sí o sí nombrar a Gimnasia y Esgrima La Plata: Anotó a los 5 segundos de haber empezado el partido, el gol más rápido de la historia del fútbol argentino, pateando desde la mitad de la cancha.

Y lo hizo jugando para el Lobo, ni más ni menos. Fue el domingo 18 de marzo de 1979, por el Campeonato Metropolitano de Primera División, Gimnasia recibió a Huracán, el partido finalizó 1 a 1, pero sin dudas que el resultado en esta historia no importa en absoluto.

Este viernes, estuvo en el Bosque convocado por la Subcomisión del Hinha y se mostró tan agradecido como emocionado por el recuerdo. Y lo dijo sin dudar: “Amo a Gimnasia, así nomás te lo digo. A pesar que estuve sólo un año, viví cosas muy lindas. Te digo más, si no viviera en Luján que es donde nací, viviría en La Plata. Yo la considero mi segunda ciudad. En La Plata nació mi hijo por ejemplo” dice. Y refresca: "Este homenaje, volver a estar acá en La Plata es algo tan hermoso que no sé bien cómo describirlo".



Siempre recuerda la jugada- Y lo hace con puntillosidad: "Para ponerte en clima, veníamos de días complicados en el club, con el técnico, los dirigentes, y estaba espeso el tema, no era un partido fácil. Así es que estábamos parados frente a la pelota con el Tano García Ameijenda para empezar el partido, y como buen delantero, siempre miraba a los arqueros dónde estaban parados. Y ahí lo veo, mientras el árbitro estaba por arrancar, que Borzi marcaba el área chica como hacen los arqueros comúnmente para tener una referencia y luego salía caminando hacia delante y mientras llega a la altura del punto del penal hablaba con el lateral izquierdo que era Carrascosa. Ahí nomás le digo a García Ameijenda que me la tocara para adelante que pateaba al arco´. Él me mira y me dice que estaba loco, que nos iban a matar a todos, por el mal clima que se había originado en la semana. Y le digo de nuevo que me la toque. Así fue que la tocó como un metro para adelante y le pegué con derecha directo al arco, que era el que daba al Bosque. Borzi ni miró cuando sacamos, y cuando levanta la vista la pelota venía en el aire, retrocedió un poco, pero entró justo arriba, en un ángulo".

Este viernes recordó una vez más la jugada. Pero en esta oportunidad, en el mismo lugar donde consumó la hazaña. Y hasta se animó a patear, orgullosamente vestido con una camiseta que recuerda sus 5 segundos de gloria. Carlos Dantón Seppaquercia, otro tripero que hizo historia.






CLUB DE GIMNASIA Y ESGRIMA LA PLATA